Azul y no tan rosa es el primer largometraje de Miguel Ferrari. La película, una coproducción hispano-venezolana, acaba de estrenarse en Venezuela, donde su director es un reconocido actor, y aborda de forma abierta temas como la homosexualidad, la transexualidad, las relaciones familiares, la invisibilidad LGTB o la violencia homófoba.

En clave de comedia dramática y con una vocación de cine dirigido al gran público, la película cuenta la historia de Diego (interpretado por Guillermo García) fotógrafo de éxito y gay, con una relación que mantiene oculta a su propia familia y que de forma inesperada se ve obligado a hacerse cargo de un hijo llegado de España, Armando (interpretado por el joven actor español Ignacio Montes), al que no ha visto desde hace años y que llega a Venezuela cargado de reproches. Otro personaje importante de la película es Delirio (interpretada por Hilda Abrahamz), una mujer transexual.

Tras las recaudación en taquilla de los primeros días, todo apunta a que Azul y no tan rosa es ya de los éxitos del año del cine venezolano. Le deseamos el mayor de los éxitos y esperamos verla pronto en otros lugares. Por lo pronto, os dejamos con su tráiler…