"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Sale del armario el futbolista profesional Robbie Rogers, a la vez que anuncia su retirada

El jugador del equipo inglés Stevenage F.C. y exmiembro de la selección de fútbol de Estados Unidos Robbie Rogers pasó este viernes a formar parte del reducido grupo de futbolistas profesionales en hacer pública su homosexualidad. Rogers, que tiene 25 años, anunció al mismo tiempo que abandona el fútbol.

En una entrada de su blog personal titulada “El próximo capítulo”, el futbolista revelaba que siempre pensó “que podía esconder este secreto”. “Las cosas nunca son lo que parecen… Toda mi vida me he sentido diferente, diferente de mis compañeros, diferente incluso de mi familia. En la sociedad de hoy, ser diferente te hace valiente. Para superar tus miedos tienes que ser fuerte y tener fe en tu objetivo”, reflexiona.

Durante los últimos 25 años he tenido miedo, miedo de mostrar quién era realmente. Miedo a que el juicio y el rechazo me apartaran de mis sueños y mis aspiraciones. Miedo a que mis seres queridos se alejaran de mí si supieran mi secreto. Miedo de que mi secreto se interpusiera en la realización de mis sueños”, prosigue.

Los secretos pueden causar mucho daño interior”, opina Rogers. “A la gente le encanta predicar sobre la honestidad, sobre lo sencilla que es la honestidad. Intenta explicarle a tus seres queridos después de 25 años que eres gay”. El jugador explica cómo el fútbol se convirtió en una “válvula de escape, mi objetivo, mi identidad” y se muestra agradecido por su carrera.

Rogers ha jugado en la selección sub-23 y en la absoluta de Estados Unidos, marcando dos goles con esta última. En la temporada actual, el equipo inglés Leeds United (que juega en la división equivalente a la 2ª A española) lo había cedido al Stevenage F.C., clasificado en la categoría inmediatamente inferior, al nivel de la 2ª División B en España. El futbolista también jugó en el americano Columbus Crew y fue preseleccionado para el mundial de Sudáfrica, aunque no llegó a participar en la competición.

A la vez que anunciaba su homosexualidad, Rogers ha decidido abandonar el fútbol profesional. “Es el momento de descubrirme más allá del fútbol”, escribe, y añade que “no podría estar más feliz” con su decisión. “La vida está llena de cosas increíbles. Me di cuenta de que solo podría disfrutar realmente de mi vida cuando fuera honesto”. “Mi secreto ha desaparecido, ahora puedo avanzar y vivir mi vida como quiso mi creador”, concluye.

Fútbol y homosexualidad: un tabú que cae muy despacio

Es sin duda llamativa la ausencia casi total de jugadores de fútbol profesionales fuera del armario. En dosmanzanas nos hemos hecho eco de otros dos casos, pero no deja de tratarse de futbolistas de segundo orden: el estadounidense David Testo (que por cierto jugó también en el Columbus Crew) y el sueco Anton Hysén. Aún así, junto al de Robbie Rogers, constituyen los únicos casos relevantes conocidos tras el de Justin Fashanu, probablemente el único futbolista profesional de primera línea que reconoció su homosexualidad mientras se encontraba en activo. Una visibilidad que le condujo al ostracismo y finalmente al suicidio.

Poco a poco, sin embargo, el mundo del fútbol da pasos en la buena dirección. El pasado enero, el jugador heterosexual del West Ham United Matt Jarvis animaba a sus compañeros gays a salir del armario desde una sugerente portada de la revista Attitude. Y hace pocos días informábamos de como la Federación Alemana de Fútbol trabaja para facilitar a los jugadores no heterosexuales que puedan manifestar públicamente su orientación sexual. Una situación quizá más favorable es la que encuentran las chicas, aunque solo sea porque la trascendencia social del fútbol femenino es inferior a la del masculino. Recordamos en cualquier caso el ejemplo de la estadounidense Megan Rapinoe, que contribuyó decisivamente al éxito del equipo femenino de fútbol de Estados Unidos en los Juegos Olímpicos de Londres. Su entrenadora, Pia Sundhage, era también abiertamente lesbiana.

Veces compartido
Comentarios
  1. Dr.Turbio
  2. iñigo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Al navegar por nuestra web, aceptas el uso de las cookies. Más información

POLITICA DE COOKIES

Utilizamos cookies para facilitar el uso de nuestra página web. Las cookies son pequeños ficheros de texto que su navegador almacena en el disco duro de su ordenador y que son necesarias para utilizar nuestra página web. Las utilizamos para entender mejor la manera en la que se usa nuestra página web y de esta manera poder mejorar consecuentemente el proceso de navegación. Las cookies son el referente que nos indica, por ejemplo, si una página de nuestra web ha sido vista con anterioridad, o si su visita es nueva o recurrente. Las cookies que utilizamos no almacenan datos personal alguno, ni ningún tipo de información que pueda identificarle. En caso de no querer recibir cookies, por favor configure su navegador de Internet para que las borre del disco duro de su ordenador, las bloquee o le avise en caso de instalación de las mismas.

Cerrar