"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Comité parlamentario brasileño, presidido por el evangélico Marco Feliciano, a favor de las “terapias” para curar la homosexualidad

La comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados de Brasil, presidida por el evangélico Marco Feliciano, ha votado a favor de suspender dos artículos de una resolución del Consejo Federal de Psicología de Brasil, en vigor desde 1999, que prohíben el uso de las peligrosas “terapias” reparadoras de la homosexualidad. La descabellada propuesta debe ser ahora discutida por las comisiones de Seguridad Social y Familia y de Constitución y Justicia, y cuenta con la abierta oposición del propio Consejo Federal de Psicología y del Gobierno brasileño.

El Consejo Federal de Psicología de Brasil, de hecho, ha publicado un durísimo comunicado en el que acusa a Feliciano de haber conseguido la aprobación de la iniciativa tras una discusión “truculenta y arbitraria” y sin el quórum suficiente. El órgano de gobierno de los psicólogos brasileños califica la decisión de “episodio triste de la historia brasileña” y tras repasar los argumentos que llevaron a tomar la decisión de prohibir la aplicación de las “terapias” reparadoras confía en que finalmente “prevalezca el respecto a la Psicología como ciencia y como profesión”.

La decisión de la comisión de Derechos Humanos viene a confirmar en cualquier caso los peores temores de los defensores de los derechos LGTB cuando hace pocas semanas Feliciano era nombrado su presidente pese a contar entre sus antecedentes con declaraciones abiertamente racistas y homófobas. Marco Feliciano es miembro de PSC (Partido Social Cristiano de Brasil), que forma parte de la denominada “base aliada”, la coalición de fuerzas que sostiene al Gobierno de Dilma Rouseff, a la que parece haberle importado poco colocar a un personaje así al frente de tan importante comisión pese a la oposición de numerosos diputados de su propio partido (el PT, Partido de los Trabajadores). El nombramiento de Feliciano, en último término, es una buena muestra del poder e influencia que los grupos evangélicos acumulan poco a poco en Brasil.

Pero la posible autorización de las “terapias” reparadoras no solo cuenta con la oposición del Consejo Federal de Psicología. También se han expresado en contra los grupos de defensa de los derechos LGTB brasileños, que ya han anunciado que se movilizarán activamente para evitar que el proyecto progrese. Para Rafaelly Wiest, director de ABGLT (Associação Brasileira de Lésbicas, Gays, Bissexuais, Travestis e Transexuais), es un absoluto sinsentido que ya transcurridos 23 años desde que la Organización Mundial de la Salud desclasificó definitivamente la homosexualidad como enfermedad mental los parlamentarios brasileños quieran ahora dar marcha atrás. Wiest ha denunciado además que Feliciano haya aprovechado el clima de tensión social que estos últimos días vive Brasil (y que atrae toda la atención mediática) para sacar adelante una medida así.

La iniciativa sido también duramente criticada por la ministra de Derechos Humanos de Brasil, Maria do Rosário, que ha anunciado que el Gobierno brasileño trabajará para que la medida no sea finalmente aprobada. Un anuncio que ha merecido las críticas de Marco Feliciano, que ha acusado a la ministra de “injerencia” en la labor del legislativo y le ha recordado, en tono amenazante, que 2014 es año electoral. Y es que, conviene recordar, las iglesias evangélicas son una fuerza en ascenso que agrupa ya a un quinto de la población brasileña. Hace menos de un mes, por ejemplo, los evangélicos convocaban a más de 100.000 personas en Río de Janeiro para protestar contra el matrimonio igualitario, recientemente reconocido en todo el país por decisión del Consejo Nacional de Justicia. Bien es cierto que pocos días después cientos de miles de personas celebraban con gran éxito la 17ª edición del Orgullo LGTB de São Paulo, uno de los más multitudinarios del mundo.

Veces compartido
Comentarios
  1. odin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido

Al navegar por nuestra web, aceptas el uso de las cookies. Más información

POLITICA DE COOKIES

Utilizamos cookies para facilitar el uso de nuestra página web. Las cookies son pequeños ficheros de texto que su navegador almacena en el disco duro de su ordenador y que son necesarias para utilizar nuestra página web. Las utilizamos para entender mejor la manera en la que se usa nuestra página web y de esta manera poder mejorar consecuentemente el proceso de navegación. Las cookies son el referente que nos indica, por ejemplo, si una página de nuestra web ha sido vista con anterioridad, o si su visita es nueva o recurrente. Las cookies que utilizamos no almacenan datos personal alguno, ni ningún tipo de información que pueda identificarle. En caso de no querer recibir cookies, por favor configure su navegador de Internet para que las borre del disco duro de su ordenador, las bloquee o le avise en caso de instalación de las mismas.

Cerrar