"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

ENTREVISTA A PAULO CÔRTE REAL (ILGA PT): “El reconocimiento legal del matrimonio entre personas del mismo sexo en Portugal representa el final de un largo proceso durante el cual el Estado ha reprimido y silenciado nuestras relaciones”

frente-a-frente

Paulo-Corte-RealPortugal se ha convertido en el octavo país del mundo en legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo, aunque sin reconocer a las parejas homosexuales el derecho a adoptar conjuntamente. Sobre este histórico avance en materia de libertades sexuales y otros temas he charlado con el activista LGTB luso Paulo Côrte Real. Actualmente Paulo es Presidente de la Dirección de ILGA Portugal desde el año 2008, formando parte de la misma desde 2005. También es representante de su organización en el Consejo Consultivo de la Comisión para la Ciudadanía y la Igualdad de Género.

Alberto: ¿Qué es ILGA PT? ¿Cómo y cuándo nace vuestra organización?

Paulo Côrte Real: ILGA Portugal – Intervención Lesbiana, Gay, Bisexual y Transgénero surgió en 1996 y es una organización que promueve la integración social de las personas LGBT, la lucha contra la discriminación por orientación sexual e identidad de género y la lucha por la igualdad de género y los derechos humanos.

A: ¿Coopera ILGA PT con otras organizaciones LGTB de Europa? ¿Cómo se articula esta cooperación?

PCR: ILGA Portugal representa a Portugal en la EU Network de ILGA-Europe y colabora con distintas organizaciones europeas en varios proyectos. Un claro ejemplo es la publicación de libros infantiles LGTB en Portugal (que han sido publicados también en España) con el apoyo de la Fundación Triangulo Extremadura y del proyecto Eraseunavez.com.

A: Actualmente, ¿cuál es la situación legal de los derechos LGTB en Portugal?

PCR: La discriminación con base en la orientación sexual está explícitamente prohibida en la Constitución de la República Portuguesa desde el año 2004, las parejas de hecho entre personas del mismo sexo están reconocidas desde 2001 y existen varias protecciones antidiscriminatorias en el Código de Trabajo y en el Código Penal. La igualdad en el acceso al matrimonio ha sido aprobada ahora en la Asamblea de la República, sin embargo, todas las cuestiones relativas a la paternidad están todavía por resolver, sobre todo las cuestiones relacionadas con el acceso de parejas del mismo sexo a la adopción y a la reproducción asistida. No existe legislación relativa a las personas transexuales o a la protección contra la discriminación por identidad de género.

A: ¿Persiste aún la homofobia y la transfobia en la sociedad y en la política portuguesas?

PCR: Claro que sí. En la política, la resistencia a la igualdad en el acceso al matrimonio ha sido una prueba de ello. Y en la sociedad, es evidente que el prejuicio es aún muy fuerte. Es más, el Eurobarómetro revela que la sociedad reconoce este tipo de discriminación como una de las más frecuentes. Existen incluso casos extremos de violencia como el asesinato de Gisberta Salce Júnior, una mujer transexual, en el año 2006.

A: El pasado viernes se aprobó en Portugal la ley que permite el matrimonio entre personas del mismo sexo. ¿Cómo valoras esta nueva conquista del movimiento LGTB?

PCR: Es el inicio de otro nivel de lucha contra la discriminación y un ejemplo para otros países del mundo que deben dar aún este paso. El reconocimiento legal del matrimonio entre personas del mismo sexo representa el final de un largo proceso durante el cual el Estado ha reprimido y silenciado nuestras relaciones. Por eso mismo, tiene un enorme impacto pedagógico de deslegitimación de la homofobia.

A: Varios dirigentes políticos calificaron esta jornada como “día histórico” para la democracia portuguesa. ¿Cómo lo viviste tú?

PCR: Fue un día histórico y un motivo de orgullo por el paso que el Parlamento portugués supo dar en defensa de la igualdad y de la libertad para todas las personas. Aprendimos que merece la pena luchar para ampliar las oportunidades de felicidad de todas las personas y compartimos muchas sonrisas y muchas lágrimas de alegría.

A: Sin embargo, la ley aprobada no reconoce la adopción por parte de parejas del mismo sexo. ¿Ésta situación crea matrimonios de primera y de segunda como sostienen algunos partidos políticos?

Portugal-Matrimonio-LGTBPCR: No. Con la actual ley pasa a existir igualdad en el acceso al matrimonio. Se mantiene, sin embargo, la desigualdad que ya existía (desde la ley de parejas de hecho) en el acceso a la adopción, al igual que la desigualdad ya existente también en la ley de “procreación médicamente asistida” (reproducción asistida). Las cuestiones relativas a la paternidad acabarán por resolverse en Portugal, pero el matrimonio no implica la paternidad, como la paternidad tampoco implica el matrimonio.

A: Los partidos conservadores portugueses han defendido sin éxito la celebración de un referéndum sobre el matrimonio homosexual. ¿Cómo valoras esta reivindicación?

PCR: Sería obviamente un referéndum sobre la propia homosexualidad y, desde luego, completamente ilegítimo en un Estado democrático que valora la no-discriminación. De hecho, no tendría ningún sentido refrendar el matrimonio de cualquier pareja. Este referéndum era sólo un intento de última hora para retrasar la igualdad, que fue debidamente rechazado por el Parlamento.

A: En Portugal, al igual que en España, la Iglesia católica sigue manteniendo gran influencia política y social. ¿Representa esta circunstancia un inconveniente para conquistar nuevos avances en materia de libertades sexuales?

PCR: Son bien conocidas las posturas de la Iglesia Católica Apostólica Romana (ICAR) en estos temas, pero el reciente rechazo del Vaticano a apoyar en la ONU la descriminalización universal de la homosexualidad sirvió para demonstrar que la ICAR no merece ser escuchada en materias relacionadas con la no-discriminación y los derechos humanos.

A: ¿Cuáles son los principales retos del movimiento LGTB portugués después de haber logrado el matrimonio homosexual?

PCR: Desde hace ya mucho tiempo llamamos la atención sobre las cuestiones relativas a la paternidad y, en concreto, sobre el hecho de que ya varias niñas y niños nazcan en hogares constituidos por parejas del mismo sexo, aunque sólo tengan una de sus figuras parentales legalmente reconocida por ley. La desprotección legal de estas niñas y niños debería ser una preocupación de todas las fuerzas políticas. Al mismo tiempo, también el reconocimiento legal de la identidad de género de las personas transexuales es fundamental, y hemos luchado tanto por ese reconocimiento como por la prohibición explícita de la discriminación por identidad de género en los más diversos entornos. Pero, igualmente, hay mucho trabajo por hacer en la formación de sectores clave de la democracia, como las fuerzas y servicios de seguridad, la justicia, la educación, la salud o la seguridad social. Es fundamental que exista un “mainstreaming” de igualdad y mecanismos institucionales que garanticen que las políticas públicas son implementadas por y para todas las personas.

A: ¿Figura entre vuestras principales reivindicaciones una ley de identidad de género que reconozca ahora los derechos de las personas transexuales en Portugal?

PCR: Sí, claro. Reivindicamos desde hace mucho una ley semejante a la española que garantice el reconocimiento de la identidad de género de todas las personas, o sea, una ley que amplíe ese reconocimiento a las personas transexuales, que todavía no lo tienen.

A: ¿Cómo valora el movimiento LGTB portugués los dos mandatos presidenciales de José Sócrates en materia de libertades sexuales hasta este momento?

PCR: Durante el mandato anterior no se dio el paso por igualdad en el acceso al matrimonio, sin embargo hubo progresos para garantizar la igualdad en la edad de consentimiento de las relacione sexuales, la penalización agravada de crímenes homófobos y la creación de un organismo estatal que tiene por objetivo también la lucha contra la discriminación por orientación sexual e identidad de género. También la legislación relativa a la violencia de género y a la educación sexual fue revisada para incluir el reconocimiento de las diversas orientaciones sexuales. Fue también aprobada la legislación que permite el acceso de parejas lesbianas y de mujeres solteras a la “procreación médicamente asistida” (reproducción asistida).

En el actual mandato la igualdad en el acceso al matrimonio señala un cambio de actitud con respecto a la importancia de la lucha contra la discriminación. No obstante, seguiremos luchando tanto para que existan otras medidas que eliminen las restantes discriminaciones en la ley portuguesa, como para garantizar el reconocimiento legal de las personas transexuales.

A: ¿Es España un ejemplo en los avances legislativos a conseguir para la igualdad de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales?

PCR: Sí, sin duda. España ha sido y es un ejemplo en términos de avances legislativos. Después de que en la manifestación del Europride 2007 en Madrid lleváramos una pancarta diciendo “España 3 – Portugal 0: matrimonio, adopción, identidad de género”, esperamos poder llegar al empate dentro de poco… Y esperamos también que la Península Ibérica pueda ser un ejemplo de igualdad para otros países del mundo.

Aquí podrás encontrar más entrevistas de esta sección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.