"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Dos senadores, uno independiente y otra republicana, promueven un último intento de derogación del «Don’t ask, don’t tell»

Todavía queda una última esperanza de que la derogación del «Don’t ask, don’t tell» sea aprobada por el Congreso de Estados Unidos antes de que en enero se proceda a su renovación efectiva, ya con la composición salida de las recientes elecciones de noviembre. Finalmente, el senador independiente (aunque alineado con los demócratas) Joseph Lieberman y la senadora republicana Susan Collins han presentado un proyecto de ley conjunto que recogería en exclusiva dicho asunto.

Ante el fracaso de la estrategia de la administración Obama, que había incluido el tema en la National Defense Authorization Act (NDAA) los dos senadores intentan que finalmente la votación no se vea interferida por el clima de confrontación que rodea la política fiscal y presupuestaria.  La NDDA es, básicamente, una ley presupuestaria, que no ha podido tramitarse ni en septiembre ni ahora debido al «filibusterismo» de los republicanos (impedir que un proyecto de ley se llegue a discutir en el Senado, aunque cuente con mayoría, salvo que lo respalden al menos 60 de los 100 senadores).

De esta forma (o al menos es lo que estso dos senadores piensan) sería posible atraer hacia el bando de los partidarios de la derogación a un pequeño grupo de senadores republicanos moderados que, al margen de sus desacuerdos con los demócratas, no se encuentran cómodos con la prohibición a gays y lesbianas de servir en el Ejército salvo que mantengan en secreto su orientación. El hecho de que el proyecto sea además «bipartidista» podría ayudarles a tomar la decisión.

Todo indica que Harry Reid, líder de la mayoría demócrata en el Senado, de quien depende en buena parte el orden del día de los plenos, se muestra favorable a llevar la propuesta a votación.

La propuesta debería recibir, eso sí, el visto bueno de la Cámara de Representantes, al tratarse de un proyecto de ley «nuevo». Su todavía presidenta, la demócrata Nancy Pelosi (que abandonará el cargo en enero, cuando los republicanos asuman el control efectivo de la Cámara) también ha manifestado su predisposición favorable a llevar el proyecto a votación si el Senado consigue sacarlo adelante. En este caso la votación debería ser un mero trámite, dado que hasta enero la mayoría demócrata en la Cámara es más que suficiente como para asegurar su pase. De hecho, la Cámara de Representantes ya votó en mayo a favor de la derogación.

La vía judicial, abierta

En caso de fracaso no todo estaría perdido. Queda pendiente que se resuelva la apelación a la sentencia de la jueza federal de California Virginia A. Philips, que en septiembre declaró inconstitucional la política de ”Don’t ask, don’t tell”. Paradójicamente, es la propia administración Obama, a través del Departamento de Justicia, la que ha anunciado su intención de apelar.

Una sentencia cuya aplicación se encuentra en suspenso por decisión de la Corte de Apelaciones de San Francisco (avalada por el Tribunal Supremo) pero que podría convertirse en la última oportunidad para los militares gays y lesbianas.

Veces compartido
Comentarios
  1. DexterMorgan
  2. Ozores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido