"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

El primer ministro británico, a favor del matrimonio religioso entre personas del mismo sexo

David Cameron ha recibido esta semana en Downing Street a miembros de la comunidad LGTB (de la organización Out4Marriage) y de instituciones religiosas, y al parecer les manifestó su apoyo al hecho de que las diversas iglesias puedan celebrar ceremonias de matrimonio entre personas del mismo sexo.

Las palabras de Cameron se refieren a Inglaterra y Gales, territorios para los cuales su Gobierno ya ha puesto en marcha el proceso para aprobar una ley de matrimonio igualitario. El Gobierno de Escocia también ha anunciado que introducirá cambios legislativos para permitir a parejas del mismo sexo contraer matrimonio en lugares de culto, siempre y cuando la religión en cuestión y el oficiante no muestren objeciones.

Cameron dejó claro que en su opinión las iglesias no deberían ser obligadas de ninguna forma a celebrar dichos matrimonios, pero sí deberían tener la posibilidad de hacerlo. Las palabras de Cameron se suman a las declaraciones anteriores, en la misma línea, del viceprimer ministro del país y líder del partido liberal-demócrata, Nick Clegg, y de la laborista Yvette Cooper, responsable de supervisar la labor de la Secretaría de Estado de Interior.

Cameron también aconsejó a la iglesia anglicana no repetir los errores de su propio partido al discriminar a las minorías sexuales: “Estoy al frente de una institución -el Partido Conservador- que durante muchos, muchos años se situó en el lado equivocado de esta cuestión, cerrando la puerta a gente de naturaleza también conservadora, y por ello creo que puedo señalar esto mismo a la Iglesia, suavemente”. Estas palabras se producen en un contexto de confrontación de la iglesia anglicana con el Gobierno británico: el arzobispo de Canterbury y líder espiritual de la comunión anglicana, Rowan Williams, declaró que las leyes no deben ser utilizadas para promover “cambios culturales” en asuntos como el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Por otra parte, las palabras de Cameron reafirmando su compromiso con la igualdad matrimonial le han valido las críticas de los antiabortistas de la Sociedad para la Protección de Niños Nonatos, que le han augurado un castigo durante las próximas elecciones generales por dicha postura.

Veces compartido
Comentarios
  1. lol
  2. Nazareno

Responder a Nazareno Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido