"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Italia: la derecha y los católicos de la UDC rechazan de nuevo el proyecto de ley contra la homofobia

Finalmente la comisión de Justicia de la Cámara de Diputados italiana ha rechazado un proyecto de ley contra la homofobia al que había dado luz verde semanas atrás. Resulta especialmente llamativo que el rechazo se produjera el pasado día 7, en coincidencia con el avance de los derechos LGTB registrado en España, Estados Unidos y Francia. En julio de 2011 los diputados italianos habían rechazado por tercera vez en dos años una proposición similar.

La derecha italiana ha vuelto una vez más a hacer gala de su homofobia. Los representantes del Pueblo de la Libertad (PdL, el partido de Sivio Berlusconi), de la derechista Liga Norte y del partido católico Unión de Centro (UDC) en la comisión de Justicia de la Cámara de Diputados han rechazado el proyecto de ley contra la homofobia que esta misma comisión parlamentaria había aprobado a finales de octubre. El texto, propuesto por el Partido Democrático (PD) e Italia de los Valores (IdV) preveía la inclusión de los delitos homófobos en la ley italiana contra la discriminación por motivos étnicos o religiosos, la conocida como “Ley Mancino” (Ley 205/1993). A pesar de este voto negativo el relator del texto, el diputado de IdV Federico Palomba, ha asegurado que el proyecto será sometido al examen del pleno de la Cámara en los próximos meses. Sin embargo, parece evidente que no cuenta con demasiadas posibilidades reales de convertirse en ley antes de las próximas elecciones generales.

Reacciones

Como cabía esperar, la actuación de los diputados derechistas ha desatado la polémica. Para la diputada del PD Paola Concia, considerada «madre espiritual» del proyecto (que ya intentó promover sin éxito en 2009 y en mayo de 2011, y que después del segundo intento dimitió como ponente), los diputados que han votado en contra «deberían avergonzarse«. Concia ha asegurado que a pesar de todo la batalla para el reconocimiento de los derechos LGTB en Italia continuará. El presidente de la región de Apulia y candidato a primer ministro en las primarias del centro izquierda, Nichi Vendola, ha afirmado por su parte que lo ocurrido “es la fotografía exacta de en lo que se ha convertido Italia. Un país en decadencia que no logra seguir el paso de las profundas novedades que sacuden a nuestra sociedad. Es una clase política hipócrita (…) que está condenando Italia al oscurantismo más ridículo”. También la ministra de Trabajo y Protección Social, Elsa Fornero, ha condenado lo ocurrido y ha anunciado que su ministerio tiene previsto lanzar muy pronto una campaña nacional contra la homofobia.

Resulta especialmente llamativo que la votación se produjera el 7 de noviembre, un día después de que el Tribunal Constitucional avalara por fin el matrimonio igualitario en España y el mismo día que el Gobierno francés aprobaba su proyecto de ley de matrimonio igualitario y se conocían los excelentes resultados obtenidos por los defensores de los derechos LGTB en Estados Unidos. Muchos observadores, de hecho, han subrayado como la coincidencia pone de manifiesto la distancia cada vez más grande que separa Italia del resto de los países de su entorno en lo que a los derechos LGTB se refiere. El diario La Repubblica ha dedicado un especial a los derechos LGTB en Italia y en el mundo, y el catedrático de economía Fabio Sabatini ha hecho referencia a un interesante estudio sobre la “orientación sexual y la exclusión social en Italia” (realizado por los académicos Carlo D’Ippoliti de la Universidad La Sapienza de Roma y Fabrizio Botti de la Universidad de Perugia) para recordar que la homofobia es dañina para todo el conjunto de la economía italiana y no solo para las personas LGTB. El letrado de Rete Lenford Matteo Winkler, por su parte, ha afirmado que “en relación a los derechos LGTB Italia está en el cuarto mundo”.

Una derecha hipócrita y reaccionaria

Nos parece interesante recoger, por último, las declaraciones que dos políticos de derecha han hecho en las últimas semanas en relación a la posición que su propio campo político mantiene sobre los derechos LGTB. El exministro Giancarlo Galan, que en los últimos meses se ha destacado por su apoyo a los derechos LGTB, afirmaba en septiembre no comprender la posición de su partido en este tema, que llegó a calificar como “la más reaccionaria del mundo”. El diputado Luca Barbareschi, por su parte, ha calificado recientemente de hipocresía la posición del PdL sobre los derechos LGTB y ha afirmado que “el PdL está lleno de homosexuales, más o menos declarados. Algunos incluso falsamente casados”.

Veces compartido
Comentarios
  1. Grano Grueso
  2. Nazareno
  3. Xavi2

Responder a Nazareno Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido