"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Lituania, miembro de la Unión Europea, podría aprobar este jueves una ley contra la «propaganda homosexual» al estilo de la rusa (ACTUALIZADA: la votación de la propuesta se demora indefinidamente)

Este jueves, 13 de marzo, el Parlamento lituano tiene previsto votar una norma muy similar a la ley contra la «propaganda homosexual» ya vigente en Rusia. Lituania es miembro de la Unión Europea, por lo que su aprobación constituiría un precedente muy preocupante. No se trata, por otra parte, de la única norma de contenido homófobo que el Parlamento de Lituania tiene previsto discutir en su periodo de sesiones de primavera, recién iniciado.

La norma es una enmienda al Código de Faltas Administrativas que castigaría con fuertes multas cualquier acto público que atente contra los valores familiares tradicionales, tal y como se recogen en la Constitución de Lituania. Las multas oscilarían entre los 300 y los 900 euros, pero podrían llegar hasta los 1.800 euros en caso de reincidencia (en un país con un salario medio que no llega ni a la mitad del español). Cualquier evento en defensa de los derechos LGTB (congresos, reuniones, discursos, manifestaciones, etc.) vería muy dificultada su celebración. La iniciativa procede de Petras Gražulis, diputado lituano de conocidas convicciones homófobas, que ha hecho de la persecución de los derechos LGTB el eje de su acción política.

No se trata, por otra parte, de la única legislación homófoba que el Parlamento de Lituania tiene previsto discutir esta primavera. Otras tres normas de carácter homófobo podrían ser aprobadas. Una de ellas obligaría a que los organizadores de manifestaciones públicas costearan los gastos de seguridad que generaran. Ello impediría la celebración de eventos como el Orgullo LGTB (aunque fueran autorizados por orden judicial) dado que en Lituania es impensable organizar este tipo de manifestaciones sin contar con una importante protección policial (buen ejemplo de ello es lo sucedido el pasado verano, cuando la Marcha del Orgullo Báltico, celebrada en Vilna, fue atacada por extremistas). Una cobertura policial que evidentemente las organizaciones LGTB lituanas no pueden permitirse pagar de su bolsillo. Otra norma prohibiría de forma expresa la adopción por parejas del mismo sexo, mientras que la cuarta propuesta tendría como objetivo dar seguridad jurídica a los comportamientos homófobos, de forma que criticar «conductas sexuales» y persuadir a una persona para que intente cambiar su orientación sexual no pueda ser considerado acoso, incitación al odio o incitación a la discriminación.

Habrá que ver qué sucede finalmente. En septiembre ya recogíamos como el Parlamento lituano anunciaba la discusión de otro paquete de medidas de carácter homófobo y tránsfobo durante el periodo de sesiones de otoño, que sin embargo no se llegaron a aprobar. Tres de ellas eran similares a las anunciadas ahora. Una cuarta propuesta consistía en la prohibición total de la cirugía de reasignación de sexo (algo que ya se intentó en 2011). Esta última propuesta, afortunadamente, no ha sido rescatada para el periodo de sesiones de primavera. Y en agosto pasado una iniciativa de referéndum para aprobar otra norma contra la “propaganda homosexual” fue finalmente bloqueada.

Lituania ya ha aprobado normas homófobas

Los antecedentes son en cualquier caso muy preocupantes: Lituania ya ha aprobado medidas de carácter homófobo. En octubre de 2010 entró en vigor la reforma que prohíbe la “manifestación y promoción” de contenidos publicitarios referidos a “orientación sexual”. Una prohibición que afecta a servicios publicitarios dirigidos a toda la población, y no solo a los menores.

Meses atrás, en marzo de 2010, había entrado en vigor la llamada ley de “de protección de menores contra el efecto perjudicial de la información pública”. Pese a que posteriormente fue corregida tras las numerosas protestas (prohibía informar de forma positiva sobre homosexualidad en escuelas, lugares públicos y medios de comunicación que pudieran ser vistos por niños), su redacción definitiva sigue estigmatizando la información sobre homosexualidad: se eliminó la referencia explícita pero se prohíbe toda aquella información “que promueva el abuso sexual a menores, las relaciones sexuales entre menores y en general las relaciones sexuales”, estipulando que no podrán promocionarse “concepciones de la familia distintas a las determinadas por la Constitución de la República y el Código Civil”.

ACTUALIZACIÓN (17:00 horas)

Buenas noticias. El Parlamento lituano ha decidido finalmente no proceder a la votación de la propuesta, que por el momento queda en suspenso. A la hora de decidir si se tomaba en consideración, 39 diputados se han mostrado favorables, 34 desfavorables y 20 se han abstenido. Aunque disponían de mayoría simple, a los partidarios de que se votara la norma les han faltado 5 votos para que según el reglamento parlamentario esta pudiera ser votada. Un subterfugio procedimental que muy posiblemente esconde el delicado equilibrio entre los deseos de aprobar la norma y el temor a las consecuencias diplomáticas que la decisión acarrearía.

Muy importante para el resultado final ha resultado el voto contrario de 18 diputados de la Unión Patriótica-Demócrata Cristianos Lituanos (TS-LKD), principal partido del centro-derecha lituano. Otros 2 diputados de ese partido se abstuvieron, mientras que el resto de sus 33 diputados no votaron. Petras Gražulis, el promotor de la norma homófoba, ha acusado al TS-LKD de renunciar a sus principios. Vida Marija Čigriejienė, diputada de ese partido, le ha respondido muy acertadamente que dado que él mismo se acaba de divorciar, Gražulis no está precisamente autorizado para erigirse en defensor de los valores familiares tradicionales (Lituania, recordemos, es un país mayoritariamente católico).

Ojalá ocurra lo mismo con el resto de leyes de carácter homófobo incluidas para su discusión en el actual periodo de sesiones. Estaremos atentos a lo que sucede en próximas semanas.

Veces compartido
Comentarios
  1. Bernardo YOEL SHALOM
  2. Castillo
  3. Castillo
  4. javi
  5. Macarena Govanntes
  6. Seba

Responder a Castillo Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido