"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Nacha La Macha (artista): «Las personas que han dormido conmigo dicen que irradio mucho calor»

 

Ignacio Galán cuenta que su alter ego artístico nació en 2003: “Trabajaba como camarero en un local de Madrid seis días a la semana y en mi día libre empecé a actuar como Nacha”. Con el paso de los años, este artista gaditano se ha convertido en uno de los transformistas más conocidos del panorama nacional. Reivindicativa y coplera, Nacha está a punto de lanzar su nuevo disco y acaba de concluir otra exitosa serie de actuaciones veraniegas en un conocido local de ambiente de Torremolinos.

¿Con su personaje se permite el lujo de ser todo lo ordinaria que en la vida real no puede?

Yo no diría ordinaria; ser ordinaria no es un lujo. Lo que sí me permito son licencias que en la vida diaria no puedo. Pero lo hago porque como Nacha se crea un clima de humor en donde todo o mucho está permitido. En la vida diaria no puedes ir diciéndole verdades a la gente, hay que ser más educado y correcto.

Empezó a estudiar Derecho Laboral. ¿Eso era porque presagiaba el desastre?

No, yo quise ser artista desde pequeño. Lo que pasa es que, como la gente de mi generación, antes se vivía una heterosexualidad forzada y luego se producía lo que era la salida del armario. Yo tenía una novia a la que no le gustaba la idea de que yo fuera artista y por ella dejé de estudiar arte dramático y me puse a estudiar derecho laboral. Pero vamos, que eso duró solamente un año.

Lleva once años haciendo de Nacha, ¿no se cansa?

No, para nada. De hecho, tengo la sensación de que aún estoy empezando y que me queda mucho camino por recorrer.

Se define como ‘artista de escenarios múltiples’. ¿Se vería actuando en el despacho del Alcalde de Torremolinos?

Actuando en el despacho de un alcalde no. Lo que sí me vería es en el despacho reunida con él diciéndole a la cara lo que pienso de su desafortunado trabajo. En cambio, contratada por un alcalde sí me veo. Pero ni me veo en su despacho actuando ni haciendo otras cosas que sí han hecho otras cantantes muy famosas de este país y a las que así les ha ido…

¿Qué tiene la ópera para que todos los políticos del PP la prefieran al cabaret?

¿Es así? Pues yo no lo sabía. [Risas]. Yo pensaba que les gustaba mucho la revista porque, de hecho, en la época de Aznar una de las musas del PP era Norma Duval, y esa señora no ha cantado ópera nunca. Pero imagino que ese es un arte que, con todos mis respetos, no tiene denuncia social y, en cambio, el cabaret se nutre de denunciar el día a día social a través del humor y el espectáculo. Imagino que esto es lo que no le gusta a esos señores, igual que no les gusta verse reflejados en las letras de los carnavales de Cádiz y en todo lo que sea una sátira o una crítica hacia su desafortunado trabajo.

Le he escuchado darle a la ranchera y cantarle a una tal ‘Rata de dos patas’. ¿No será un mensaje subliminal dirigido a Ana Botella?

Yo a Ana Botella no le mando mensajes subliminales; le envío todos los mensajes directos del mundo. De hecho, tengo una letrilla en la que hablo directamente de ella y digo que ‘fuera la Botella’ y que no la queremos. Ante personajes como este no hay que andarse con mensajes subliminales, ni siquiera con respeto, porque ella no lo tiene hacia nosotros.

Dice que como la copla no hay na, ¿ni siquiera el reggaetón?

¡Por supuesto que no! El reggaetón no le llega a la copla ni al talón. ‘Como la copla no hay na’ es el título de mi disco, que es una auténtica apuesta porque, a pesar de llevar ese nombre, esa es la única copla que contiene. Son once temas compuestos por el Maestro Rafael Rabay, totalmente inéditos y compuestos para mí. Hoy día no se suelen hacer discos de copla, ni grabar videoclips, ni suele haber autores de copla, a pesar de haber cantantes de copla maravillosas.

También le canta a ‘La Gran Mentira’. ¿No cree que la verdad está sobrevalorada?

Eso depende de en qué sector. Yo siempre apuesto por la verdad, aunque a veces sea incómoda. Y sobre un escenario siempre hay que dar verdad a la gente. En lo que sí que no estoy de acuerdo es en que se confunda la verdad con la mala educación.

Y a usted, ¿le han engañado muchas veces?

Sí, pero imagino que como a todo el mundo. Al principio las mentiras duelen más y se viven de forma más catastrófica y con el tiempo te vas acostumbrando a ir sorteándolas.

Ahora presenta un programa de televisión, El Caldero de Nacha. ¿Tanto calor irradia?

Yo irradio mucho calor. De hecho, las personas que han dormido conmigo me lo dicen, y tengo más parejas y novios en invierno que en verano. [Risas]. El nombre del programa se debe a que el caldero es un recipiente en el que caben todo tipo de ingredientes, desde una diputada de Madrid como Carla Antonelli hasta una gran cantante como es Alaska.

Entonces, ¿se siente un poco más cerca de convertirse en la sustituta veraniega de Jorge Javier Vázquez?

Ja, ja, ja. Yo no me siento cerca de ser la sustituta de Jorge Javier ni de nadie que tenga que ver con Telecinco. Por desgracia, este tipo de grandes corporaciones son circuitos muy cerrados donde cuesta mucho meter la cabeza. Y no depende del talento que tú tengas porque, si así fuese, te diría que me veo preparada para sustituir a Jorge Javier en verano y en invierno. Pero como esto no depende del talento sino de otros factores que escapan a tu poder pues…

¿Cuando el público le grita ‘Nacha, borracha’ es porque se bebe hasta el agua de los floreros?

Si yo te dijera que no bebo alcohol, probablemente te reirías y no te lo creerías, pero así es. Muchas veces, por la pasión y la entrega que pongo en el escenario, si tengo que beberlo lo bebo. Y si tengo que simular que estoy bebiendo, aunque no sea cierto, también lo hago. Si realmente bebiera lo que se me puede achacar, no estaría hablando contigo ahora,  sino que estaría en un centro de desintoxicación.

Para una copla a dúo, ¿Chayo Mohedano, Kiko Rivera o Yurena?

¿No había otros tres? Sinceramente, con Yurena no cantaría nunca una copla; le tengo demasiado respeto a la música. Respeto que Kiko Rivera tenga público y pienso que debemos respetar este tipo de fenómenos. Pienso que si existen es porque tienen a un numeroso público que los sigue, aunque yo preferiría cantar con su madre, Isabel Pantoja. En cuanto a Chayo Mohedano, más que hacer un dúo le pediría que no cantase nunca más en su vida.

Veces compartido
Comentarios
  1. Sebas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido