"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Sebastián en la laguna

Desayuno en Urano

Tras muchos meses (años) de mucha paciencia, mucho trabajo y mucha ilusión, por fin, mi segunda novela, Sebastián en la laguna, está ya en la calle, editada por Egales. Es de justicia agradecer a la editorial el riesgo que toma una vez más apostando por libros pequeños y raritos como el mío, y a todas las personas que han colaborado para esto salga adelante: los que la leyeron en borrador, los que aportaron valiosas indicaciones, y especialmente y, como siempre, a María Castrejón y a los lectores de estos desayunos y de dosmanzanas, responsables últimos de que siga escribiendo novelas.

El sábado 7 de junio estaré firmando ejemplares de la novela en la Feria del Libro de Madrid. Será en la caseta de la librería Berkana (caseta 76). En la misma caseta también se encontrarán los escritores Dani Pop firmando ejemplares de La confabulación de Eros y Juan Arcones firmando Dextrocardíaco.

Adjunto la página de facebook de la novela, para que estéis atentos a las novedades y concursos, apariciones en prensa y presentaciones del libro.

Aquel verano vi mi primer muerto, morado, hinchado, guapo aún, con los rizos revueltos. Ahogado en la laguna, aunque quizá estaba ya muerto cuando se puso de pie. Muerto antes que ahogado, eso decían los del pueblo. Yo lo sigo viendo muchas noches, hermoso, amoratado y frío. Fosforescente. Por las algas, supongo. Con el pelo apelmazado por los coágulos de sangre ya medio seca. Tumbado boca arriba con los brazos extendidos. La boca semiabierta y los ojos cerrados. Rígido como los álamos en invierno. Se escurrió en la barca y se golpeó en la cabeza con el motor, luego se intentó incorporar y cuando estaba de pie, se desequilibró y cayó al agua, pero estaba ya muerto, no murió ahogado, quizá estaba ya muerto cuando se puso de pie.

“Veranos eternos de inquietud y dicha, ritos de paso donde el sexo (homoerótico) es fundamental, la prosa de José Luis Serrano vuelve a sorprendernos –más allá de los encantos nostálgicos del tema- por su cabal cumplimiento de un “dictum” clásico: La difícil facilidad. Clara, sugestiva, sensual, estamos ante la cotidianeidad vuelta materia, sencilla materia de arte. Nada más.” Luis Antonio de Villena

“La memoria y el deseo vuelven a encontrarse en esta última novela de José Luis Serrano, y lo hacen de nuevo con afilada delicadeza y una punzante añoranza de la pasión. Una prosa limpia y sabia para contar un tiempo luminoso, una edad palpitante, un amor perturbador, el resplandor dolorido de los cuerpos felices.” Eduardo Mendicutti

Otros libros en Desayuno en Urano
elputojacktwist@gmail.com

Comentarios
  1. Giorgio
  2. elputojacktwist
  3. iñigo
  4. elputojacktwist

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido