"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Australia: político laborista gay desafía a la primera ministra, también laborista, y anuncia su intención de casarse en Nueva York

El político australiano Ian Hunter, abiertamente gay, está dispuesto a abrir un nuevo frente en la lucha a favor del matrimonio entre personas del mismo sexo, del que la primera ministra del país, la laborista Julia Gillard, es una opositora declarada. Hunter, también laborista y miembro de la Cámara Alta del Parlamento de Australia Meridional, tiene intención de desafiar al Gobierno australiano e iniciar los trámites para contraer matrimonio en Nueva York.

Hunter, con pareja estable desde hace 22 años, solicitará inmediatamente el certificado de «no impedimento» para contraer matrimonio, documento que las autoridades australianas emiten para certificar que la persona que quiere contraer matrimonio no está ya casada. Se trata de un documento que hasta ahora el Gobierno australiano ha denegado a las personas que tienen intención de contraer matrimonio con una persona de su mismo sexo aunque sea en el extranjero.«No quiero esperar a tener 75 años para casarme», ha declarado Hunter.

«La política del Gobierno de Gillard, al no permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo, obligaría a las parejas a irse al extranjero para poder casarse, pero incluso cuando solicitan poder hacerlo en otro país Jullia Gillard dice ‘no'», ha denunciado por su parte Alex Greenwich, representante de la organización Australian Marriage Equality.

División entre los laboristas

Como hemos recogido en anteriores entradas, todo indica que el matrimonio entre personas del mismo sexo será discutido por el Parlamento australiano durante la actual legislatura, gracias a los Verdes, cuyo único diputado resulta hoy de gran importancia para el mantenimiento de la mayoría parlamentaria en la Cámara de Representantes.

El gran freno a la aprobación del matrimonio igualitario, sin embargo, es la división entre los laboristas, que gobiernan a nivel federal y que tienen previsto discutir el asunto en su próximo congreso nacional, previsto para diciembre. La primera ministra, Julia Gillard, se opone con fuerza, mientras que una parte muy importante de las bases de su partido han expresado signos inequívocos de apoyo. La aprobación contaría, además, con el apoyo de ciertos sectores de la oposición y con el respaldo mayoritario de la opínión pública, según han mostrado diversas encuestas.

La última muestra de la división laborista ha ocurrido este mismo fin de semana, cuando el secretario general del partido en Nueva Gales del Sur, Sam Dastyari, que apoya el matrimonio igualitario, se vio obligado a suspender una votación sobre el tema debido a la oposición de uno de los sindicatos representados, de tendencia socialconservadora. Dastyari ha preferido esperar a que el tema sea discutido en el congreso nacional.

Comentarios
  1. Ozores
  2. Nazareno
  3. Nazareno
  4. Nazareno
  5. Ozores
  6. Nazareno
  7. Ozores
  8. Nazareno
  9. Ozores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.