"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Y muchos, muchos aviones por coger

Desayuno en Urano

“Y muchos, muchos aviones por coger”. Así acaba El hijo del legionario (Edicions de Ponent). A veces uno se enamora de un libro, del libro en conjunto, como cuando de pequeños pasábamos horas contemplando las mismas imágenes una y otra vez, tan dentro de ellas que casi se detenía el tiempo. Me ha vuelto a pasar con El hijo del legionario, una obra maestra de Aitor Saraiba. Porque este libro no solo es un cómic (podría incluso pasar desapercibido entre los que, como yo, pasamos casi de puntillas por ese terreno). Pero la capacidad de emocionar de Aitor Saraiba, no solo poética y narrativa sino ya digo, artística en su conjunto, deja sin aliento al más insensible. Aitor cuenta su propia historia (¿por qué no?): la de un chico homosexual nacido cerca de Talavera de la Reina (en Patrocinio de San José) y cuya infancia quedará marcada por la figura de su padre casi siempre ausente.

Una historia muy triste (tristísima incluso) pero uno nota cómo el protagonista se va haciendo más fuerte con cada golpe, con cada tarde de soledad. Los brazos que se alargan hacia las personas y las estrellas, las miradas siempre al suelo de un niño solitario y raro, las lágrimas, los vómitos, el fuego y las noches encerrado en la habitación oyendo a Metallica en un cassette barato y soñando con el futuro hacen de El hijo del legionario un libro de lectura imprescindible. Luego viene el ilusionado viaje a Cuenca, el viaje al sombrío Manchester (Manchester, so much to answer for), Madrid, Tijuana y la luminosa Puebla, donde conocerá el amor (desafortunado amor, que nos deja temblando de nuevo: ¡ese mail!).

Aitor Saraiba acaba de publicar Pajarillo, la continuación de El hijo del legionario. Si es la mitad de buena que ésta, estamos ante uno de los acontecimientos literarios de la temporada.

___________________________

Hemos hablado mucho de Raúl Portero en nuestra web, no en vano es uno de los mejores escritores de su generación. Esta vez, él también coge un avión y nos lleva a Islandia en Reykjavík línea 11 Editorial Egales (libro cedido por Berkana), una ciudad casi desconocida y un país igualmente desconocido, pese a que últimamente parece haberse puesto de moda. Portero huye de la guía de viajes y nos sumerge en la historia de amor entre un español y un islandés ambos con un pasado que quieren dejar atrás. La escena de los clubs islandeses, los grupos musicales y los paisajes esplendorosos y aterradores acompañan a una historia que podría haber sucedido en cualquier otro sitio (es curiosa la sensación, durante toda la novela, pero eso pasa siempre en las novelas de Raúl, de estar asistiendo a algo que sucede “de verdad”: ni un solo detalle parece forzado, quizá algún diálogo que supongo es más fruto de que la comunicación entre los dos personajes se efectúa por “idioma interpuesto”). Curioso el final, que ocurre antes de la historia principal, prólogo/epílogo que explica mucho (no todo, nada explica todo nunca).

“No había nada más que rocas negras cubiertas de nieve y montañas cuyas cimas estaban coronadas por unas densas nubes de tormenta”.

Otros libros en Desayuno en Urano
elputojacktwist@gmail.com
Página de Facebook

Veces compartido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido