"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Colegio mexicano expulsa a la hija de un matrimonio gay después de que sus padres se negaran a invisibilizarse como familia

The Hills Institute, un elitista colegio mexicano, de ideario laico y que supuestamente respeta la diversidad, ha expulsado a Alejandra, una niña de solo dos años, por la única razón de ser hija de una pareja gay. El colegio ofreció a los padres de Alejandra seguir en el colegio siempre y cuando renunciaran a visibilizarse públicamente como familia.

Después de trasladarse a Monterrey, Alex y Pepe comenzaron la búsqueda de un colegio laico y de calidad para su hija. Creyeron encontrar lo que buscaban en The Hills Institute, cuyo ideario respetaba, supuestamente, la diversidad. Tras formalizar sin problemas la inscripción, se presentaron ante la comunidad escolar como una familia homoparental más. Al tercer día de clase, sin embargo, la directora del centro comunicó a Alex (de los dos padres, el único que a día de hoy está legalmente reconocido) que su realidad familiar no permitía la permanencia de la niña. Al parecer la propia directora le reconoció que los dueños del centro son homófobos, ofreciéndole como única posibilidad para que Alejandra pudiera seguir en el centro que aceptaran invisibilizarse como familia: Alex podría asistir a los eventos de la escuela de forma individual, pero debía abstenerse de hacer cualquier comentario a ningún otro padre sobre su situación y comprometerse a que su marido (Alex y Pepe están casados) no apareciera en ningún momento por el colegio. “Pepe tenía que ser completamente ausente de la vida escolar de nuestra hija y básicamente ella quería que yo ejerciera como un papá soltero, el cual no soy”, cuenta Alex.

El matrimonio no aceptó y comunicó lo sucedido a las autoridades educativas y a la Comisión Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED), que intentaron facilitar un acuerdo entre las partes. Tres semanas después Alex fue nuevamente citado por el colegio con la advertencia de que a la cita debían acudir «el papá y la mamá” de la niña. Al presentarse los dos padres, una empleada acompañada de un guardia de seguridad les informó de que no habría reunión, de que la niña estaba expulsada y de que no podrían acceder más al centro. Curiosamente, pocos días después el «respeto a la diversidad» desaparecía del ideario del colegio en su página web.

La Secretaría de Educación del estado de Nuevo León, la Procuraduría Federal del Consumidor y la CONAPRED estudian en este momento el caso. Mientras tanto los papás de Alejandra ya le buscan un nuevo colegio que respete verdaderamente la diversidad. También se ha abierto una petición en la plataforma Change.org dirigida a Patricia Durán, directora del colegio, para que se disculpe públicamente por negarle a Alejandra su derecho a la educación. Puedes adherirte pinchando aquí.

Veces compartido
Comentarios
  1. DexterMorgan
  2. wenceslao
  3. NazarenoDM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido