"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Javier Sáez (IU): «Es importante votar para parar en el Parlamento Europeo a los racistas, a los machistas y a los homófobos»

Activista LGTB, feminista, sociólogo y ahora candidato en la lista de Izquierda Unida al Europarlamento, encabezada por Willy Meyer. Sáez del Álamo ha sido un referente en las llamadas ‘teorías queer’. Es autor de obras como Teoría queer y psicoanálisis o Por el culo. Políticas anales, entre otras. Sin embargo, considera que ahora debe centrarse nuevamente en el activismo y en las luchas LGTB concretas, frente al ‘elitismo queer’ del que ha participado durante años y que él mismo define y explica en este encuentro con Dosmanzanas.

¿Cree que la visibilidad de diputados y cargos públicos LGTB en las instituciones europeas puede suponer un espaldarazo al colectivo frente a determinadas políticas homófobas nacionales?

Sin duda la presencia de diputados gais, lesbianas, trans o bisexuales activistas y fuera del armario en el Parlamento Europeo es un factor importante de apoyo y de lucha contra políticas homófobas que se están dando en algunos estados miembros, como Polonia, Lituania, Croacia o Hungría. Sin ellos y ellas la aprobación de algo tan importante como el Informe Lunacek no hubiera sido posible.

Ocupa el puesto 40 de la lista de IU al Parlamento Europeo, con pocas posibilidades reales de obtener el acta de diputado, ¿en qué medida está garantizada la defensa de los derechos y reivindicaciones LGTB por el resto de su coalición si usted no consigue representación?

Desde el grupo ALEAS IU (formado por activistas LGBT) hemos elaborado 32 medidas de apoyo a los derechos LGBTI, medidas que están en el programa de IU. Nos hemos asegurado de que las parlamentarias de IU que salgan elegidas se comprometan a implementar estas medidas y a vigilar todos los movimientos homófobos en Europa. Esto no es una novedad, IU cuenta con un pasado de compromiso claro y decidido por los derechos LGBTI, pero queremos reforzarlo desde las bases.

¿Considera que el Parlamento Europeo y el resto de instituciones comunitarias podrían hacer más para combatir las legislaciones contrarias a la igualdad y a los derechos LGTB?

Creo que sí. Podrían aprobar la propuesta de directiva de lucha contra la discriminación de todo tipo (que incluye la orientación sexual y la identidad de género), que está bloqueada desde 2008 por el lobby de los grupos ultracatólicos.

También podría garantizar una real trasposición de las directivas sobre discriminación que ya existen (2000/43 y 2000/78) que algunos Estados miembros como España no han traspuesto correctamente, de modo que la discriminación sale casi gratis en España.

El Parlamento Europeo podría tomar medidas más decididas contra los delitos de odio que se dan actualmente contra los gitanos en muchos países de la Unión. La romafobia es actualmente el gran problema de Europa, y la Unión Europea no está siendo eficaz para detener estos actos de discriminación.

¿Le parece descabellada la idea de que se pudiera ilegalizar en Europa a partidos o entidades que fomenten la violencia y el odio LGTB?

Personalmente no estoy a favor de ilegalizar partidos o cerrar periódicos (como hizo Garzón en España), creo que eso abre la puerta a actitudes totalitarias y peligrosas. De todos modos ningún partido es tan tonto como para fomentar abiertamente el odio LGBT, porque eso lo prohíbe el Tratado de la Unión y la Carta Europea de Derechos Fundamentales. Creo que hay que perseguir con la ley cada acto individual de odio o violencia (por ejemplo actos que el partido Jobbik en Hungría hace contra los gitanos, o Amanecer Dorado en Grecia contra los gays, o las manis violentas de neonazis del Frente Nacional en Francia cuando se aprobó el matrimonio igualitario, etc.).

Se espera un gran aumento de estos partidos en las elecciones del 25 de mayo; creo que la solución pasa por apostar por una pedagogía amplia contra el racismo y la homofobia, y por hacer cumplir las leyes, en vez de ponerse a ilegalizar partidos.

¿Existe alguna manera de garantizar las libertades de manifestación y de expresión en los países miembros Unión Europea así como en los candidatos a la adhesión?

Esas libertades están ya garantizadas por las leyes europeas. Lo que tenemos que trabajar más es en combatir el discurso de odio. Por ejemplo durante años hemos visto en las redes sociales tuits de odio que proponían exterminar a los gais, o a los gitanos, y no se hacía nada, aunque lo hemos denunciado muchas veces a Interior y a los jueces. Ahora con el caso de la diputada de León se plantean por fin regular los tuits de odio, pero a la vez se exculpa al obispo de Alcalá por sus declaraciones homófobas.

Es un debate complejo, donde yo planteo el respeto a la dignidad de las personas como límite de la libertad de expresión. También se confunde el derecho de libertad religiosa con el derecho a insultar o humillar a una persona por su orientación sexual, como hacen los obispos españoles con tanta frecuencia.

En IU hemos planteado en el programa no admitir a nuevos estados en la Unión Europea si no se comprometen claramente a respetar los derechos fundamentales, incluyendo los derechos LGBTI.

¿Hasta qué punto puede ser peligroso o perjudicial el ascenso en Europa de partidos extremistas y neofascistas como el Amanecer Dorado griego o el Frente Nacional francés, entre otros?

Como comentaba anteriormente, el ascenso de esos partidos es muy peligroso, es evidente. Han sabido aprovechar el descontento de una gran parte de la población, con un discurso fácil donde el musulmán, el extranjero o el gitano son de nuevo señalados como los responsables de la crisis.

Los partidos tradicionales no hemos sabido llegar a esas bases que viven en el paro o en la pobreza, ni hemos sabido explicar que son las élites financieras quienes les han robado y estafado. No ha sido un ciudadano de Mali ni un gitano de Rumanía quienes han jugado a la ruleta con el dinero de la gente y quienes se han forrado especulando con la burbuja inmobiliaria. Pero el discurso de Amanecer Dorado o del Frente Nacional es más simple y llega más rápido a gente que está en situaciones precarias.

Los grandes partidos, el Partido Popular y el Partido Socialista europeos, han votado juntos estas medidas de austeridad que han llevado a la crisis, y a la desigualdad. Ahora miramos a la extrema derecha, pero hay una responsabilidad de esos grandes partidos por haber implementado las medidas de la Troika que tanto han aumentado la pobreza.

Y en el lado opuesto, ¿cómo es posible que algunos partidos políticos de izquierdas en Europa sean igual de beligerantes que otros ultraconservadores en materia LGTB? (Por poner un ejemplo, el Partido Comunista de Rusia)

No conozco ningún partido de izquierda dentro de la Unión Europea que sea homófobo, no se puede comparar de ninguna manera con la extrema derecha. Todas las iniciativas de derechos LGBTI han sido siempre apoyadas por la Izquierda Unitaria (el grupo parlamentario donde está IU).

En el caso de Rusia, que no es de la Unión Europea, es Putin quien está llevando adelante sus medidas homófobas, y Putin no es del Partido Comunista de Rusia. No obstante, es cierto que este partido tiene un pasado bastante homófobo, heredero del comunismo soviético.

¿Podría explicarnos en qué consiste el ‘elitismo queer’?

En mi opinión se trata de un fenómeno reciente, donde algunas personas aprovechan el atractivo de lo queer para vender proyectos culturales a museos o instituciones. Es una deriva burguesa desde un movimiento que era popular y activista (desde finales de los 80) y que se ha convertido en un discurso muy sofisticado y accesible solo a gente muy preparada académicamente. Este elitismo hace que lo queer se aleje de los problemas reales y de las luchas callejeras, y de la gente que vive la discriminación día a día.

Yo mismo he participado bastante de ese elitismo, por eso desde hace años ya no trabajo como “gurú” queer y he intentado volver a luchas concretas, como por ejemplo ser candidato en estas elecciones europeas. Quizá mucha gente no va a votar, pero los racistas, los machistas y los homófobos sí lo harán, por eso es importante pararles en el Parlamento.

Para terminar, ¿qué opina sobre la victoria de la austríaca Conchita Wurst en Eurovisión?

Me parece una estupenda noticia, un ejemplo de visibilidad LGTBI y de la lucha de una persona contra la discriminación. Los comentarios tránsfobos y homófobos que hemos escuchado estos días en los medios contra ella son un indicador de que aún hace falta mucha gente valiente y visible como ella.

Veces compartido
Comentarios
  1. Javier Sáez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido