"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Dos estado más, Nueva Jersey y Minnesota, reactivan la discusión sobre el matrimonio igualitario en Estados Unidos

Algo se mueve en Nueva Jersey, importante estado de la costa este de Estados Unidos en el que todo apunta a que la discusión sobre el matrimonio igualitario se reactiva después de veto del gobernador Christopher Christie a la ley aprobada hace un año por la legislatura del estado. Dos posibilidades se vislumbran: un posible levantamiento del veto (se necesitaría el voto de varios republicanos) o un referéndum en noviembre.

La situación en Nueva Jersey es la siguiente: las cámaras legislativas del estado, de mayoría demócrata, aprobaron en febrero de 2012 una ley de matrimonio entre personas del mismo sexo, que  que fue vetada por el gobernador republicano Christopher Christie. La batalla parlamentaria, sin embargo, no está definitivamente perdida: hasta enero de 2014 hay tiempo para levantar el veto, para lo cual es necesario reunir tres quintos de los votos en las dos cámaras. En concreto, sería necesario sumar tres votos más en el Senado (hasta llegar a 27 de 40) y 12 en la Asamblea (hasta llegar a 54 de 80). El nuevo escenario abierto en noviembre con la aprobación de los referéndums a favor del matrimonio igualitario en Maine, Maryland y Washington, así como el excelente resultado cosechado por Barack Obama en el estado (más de 17 puntos de diferencia sobre Romney) hace pensar a los activistas LGTB que aunque díficil el objetivo no es imposible. Algo a lo que ahora se suman los legisladores demócratas, que en una reunión mantenida este jueves se han mostrado dispuestos a proponer el levantamiento del veto.

Para Troy Stevenson, presidente de Garden State Equality, la organización LGTB más importante del estado, el objetivo es factible. No si se plantea «la semana que viene», pero quizá sí en junio, una vez se conozcan dos trascendentales sentencias del Tribunal Supremo sobre la constitucionalidad de la Proposición 8 (la enmienda a la Constitución del estado de California que prohíbe el matrimonio igualitario) y de la DOMA (la ley que impide a la administración federal reconocer el matrimonio entre personas del mismo sexo), y que los activistas LGTB esperan favorables.

Una segunda posibilidad, vista con desconfianza por los activistas LGTB pero a la que algunos demócratas ven como la salida más fácil, es llevar la ley a referéndum en noviembre. Ello contaría con el beneplácito del gobernador, que pese a oponerse al matrimonio igualitario ha manifestado «sentirse cómodo» con la idea de que el asunto se decida en referéndum. Christie, conviene no olvidarlo, está considerado como una de las figuras en alza del Partido Republicano: su nombre sonó con fuerza como posible candidato a la vicepresidencia de Estados Unidos en las pasadas elecciones, y de hecho muchos apuestan por él como candidato a disputar la presidencia en 2016. Estaremos atentos al desarrollo de los acontecimientos.

Nuevo México: la iniciativa queda bloqueada…

Donde la cuestión queda por el momento bloqueada es en Nuevo México, pese a que un primer comité había dado su visto bueno por 3 votos a 2 a la tramitación de una ley de matrimonio entre personas del mismo sexo que culminaría en un referéndum que tendría lugar en noviembre de 2014. Pese a la mayoría demócrata, un segundo comité ha bloqueado la iniciativa por 7 votos a 4, gracias a dos representantes demócratas (Mary Helen Garcia y Debbie Rodella) que sumaron sus votos a los de los republicanos.

… y Minnesota se suma a la discusión

Tras los parones de Nuevo México y Hawaii, del que informamos hace unos días, en estos momentos son Illinois, Rhode Island y Delaware los tres estados en los que se plantea de una forma más clara la lucha a favor del matrimonio igualitario (en Colorado se discute una ley de uniones civiles). Parece que el siguiente en unirse es el estado de Minnesota, que ya el pasado noviembre rechazó en referéndum, por 51,3% frente a un 47,6%, modificar su Constitución para prohibir en ella el matrimonio igualitario (que por el momento la ley del estado no permite).

Aunque la materia sobre la que se votaba no era exactamente la aprobación del matrimonio igualitario, sino elevar su prohibición a rango constitucional, lo cierto es que el resultado es muy prometedor y facilitaría que las cámaras legislativas del estado, con mayoría demócrata, aprueben una ley en ese sentido. Ya se anuncian iniciativas tanto en Senado (promovida por el senador Scott Dibble) como en Cámara de Representantes (promovida por la representante Karen Clark), y de hecho un senador republicano, Branden Petersen, estudia copatrocinar el proyecto, lo que la convertiría en una iniciativa bipartidista. Una novedad que tendría, sin duda, un enorme poder simbólico…

Veces compartido
No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido