"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

Tommy Ahlers, ministro de Ciencia, Tecnología, Información y Universidades de Dinamarca, hace pública su bisexualidad

El ministro danés de Ciencia, Tecnología, Información y Universidades, Tommy Ahlers, ha hecho pública su condición de bisexual en una entrevista concedida al semanario Euroman. Ahlers, que tomó posesión de su cargo el pasado mes de mayo, cree que la declaración de su bisexualidad es una «cuestión de transparencia» y una forma de dejar claro que «no tiene nada que esconder». Se trata del segundo miembro abiertamente LGTBI del actual Gobierno danés, junto al ministro de Justicia Søren Pape Poulsen.

Tommy Ahlers tomó posesión de la cartera de Ciencia, Tecnología, Información y Universidades el pasado 2 de mayo, tras la dimisión del anterior titular Søren Pind. Dentro del Gobierno de coalición que actualmente dirige Dinamarca, Ahlers se alinea como independiente, aunque son sabidas sus simpatías por el mayoritario Venstre, de corte liberal centroderechista.

El pasado 31 de julio, concedió una entrevista al semanario Euroman, en la que detalla cuáles son sus objetivos políticos desde su recién estrenado cargo. Pero también ha aprovechado la ocasión para dar a conocer su orientación sexual, con el propósito hacer público lo que ya es conocido en su entorno más cercano. Así, el ministro se ha definido como bisexual, algo que cree que «debe saberse de una vez por todas. Es una cuestión de transparencia. No quiero que la gente crea que tengo algo que esconder». Ahlers quiere cortar de raíz cualquier murmuración y explica que «cuando la gente me dice que se ha enterado de un rumor sobre mí, yo les digo que no, que no es un rumor. Todo es cierto. La verdad es que he llegado a la conclusión de que me siento atraído tanto por hombres como por mujeres».

Pero el ministro no solo ha hablado sobre algo que es parte de su condición como ser humano, como es su orientación sexual, también ha querido dar a conocer, con gran apertura, datos de lo que ya sí que es estrictamente su vida privada. Así, cuenta que estuvo casado con una mujer hasta el 2012, con la que tuvo dos hijos, y que, en los cuatro años siguientes a su separación, solo mantuvo relaciones con hombres. «Llegué a pensar que me sentía atraído exclusivamente por ellos», declara. Sin embargo, explica que, con el tiempo, «las mujeres me hicieron sentir lo mismo otra vez, tal como me sentí cuando conocí a la madre de mis hijos. Al conocer a diferentes mujeres, pensé que eran igual de interesantes y maravillosas». Actualmente, su pareja es una mujer, con la que mantiene una relación desde hace un año.

Con estas declaraciones, Tommy Ahlers se convierte en el segundo ministro del actual Gobierno danés abiertamente LGTBI, conjuntamente con el ministro de Justicia y líder conservador, Søren Pape Poulsen, que hizo púbica su homosexualidad en 2014, dos años antes de tomar posesión de su cargo.

Veces compartido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.