"Si se suman dos manzanas, pues dan dos manzanas. Y si se suman una manzana y una pera, nunca pueden dar dos manzanas, porque es que son componentes distintos. Hombre y mujer es una cosa, que es el matrimonio, y dos hombres o dos mujeres serán otra cosa distinta" - Ana Botella

El Congreso de Colombia inicia el debate sobre las uniones entre personas del mismo sexo

El Congreso de Colombia abrió este lunes primero de octubre el proceso de discusión pública sobre los proyectos de ley de reconocimiento de las uniones entre personas del mismo sexo. Por mandato expreso de la Corte Constitucional, el Congreso de Colombia está obligado a legislar sobre la materia antes del 20 de junio de 2013.

Durante una primera audiencia pública de la Comisión Primera del Senado se dio espacio a ponencias a favor y en contra de las uniones entre personas del mismo sexo. Muchos de los participantes las rechazaron, como por ejemplo el abogado conservador Hernando Salcedo, quien criticó la decisión de la Corte Constitucional de forzar al Congreso a legislar. Desconcertante fue la intervención del profesor Silfrido Baena, que llegó a referirse al «sexo de los murciélagos” para oponerse al matrimonio entre homosexuales. Resulta difícil entender que tiene que ver la conducta sexual de los murciélagos con el reconocimiento jurídico de las parejas del mismo sexo…

Hubo voces conservadoras que reclamaron un referéndum sobre el tema. Otros participantes utilizaron argumentos económicos para oponerse, refiriéndose en concreto al coste que el reconocimiento supondrá en materia de pensiones de sobreviviente. Uno de los participantes advirtió que la unión entre personas del mismo sexo “viola ley natural, y perjudica el bien común” porque aparenta “un mito romántico que está fuera de la realidad”.

Pero también se escucharon voces a favor, como el de un grupo de investigación sobre diversidad sexual de la Universidad Externado de Colombia. Una de sus miembros, María Díaz Villamil, defendió «el derecho a la familia y al matrimonio» de las parejas del mismo sexo y advirtió que «si se busca una figura diferente, esta posición sería discriminatoria». Marcela Sánchez, de Colombia Diversa, consideró que «a las parejas del mismo sexo los amparan los mismos derechos de uniones maritales», según el  fallo de la Corte Constitucional, y que «solo falta que el Congreso legisle y les permita acceder al matrimonio civil».

Respuesta a la demanda de la Corte Constitucional

En Colombia, el avance de los derechos LGTB se ha producido gracias al empuje de la Corte Constitucional, que a lo largo de los últimos años ha reconocido derechos como el de visita conyugal en las cárceles (2003), unión marital de hecho (2007), acceso a la pensión de sobreviviente (2008), o los recientes reconocimientos de la equiparación total en materia de herencia y del derecho a la pensión de sobreviviente para parejas anteriores a 2008, por nombrar algunos de los más destacados. Pero fue la sentencia de julio de 2011 la que definitivamente estableció el derecho de las parejas del mismo sexo a “conformar una familia” en igualdad de condiciones a las parejas heterosexuales. La Corte, eso sí, consideró que la definición de matrimonio es competencia del legislativo, por lo que le dio un plazo de dos años para legislar el reconocimiento jurídico de las uniones del mismo sexo, ya fuera con ese o con otro nombre. Si pasado ese plazo el Congreso no ha legislado, las parejas del mismo sexo podrán acudir ante un notario para legalizar su unión con derechos similares a los del matrimonio civil.

De los proyectos de ley que buscan dar respuesta a esa demanda de la Corte Constitucional, el que parece tener más posibilidades de salir adelante es el proyecto de uniones civiles promovido por el senador Armando Benedetti (Partido de la U) y el representante Alfonso Prada (Verdes). Hay que tener en cuenta, no obstante, que para su discusión en el Senado se han acumulado los cuatro proyectos de ley presentados a tal efecto, dos de ellos de unión civil y dos de matrimonio, lo que ha generado cierta confusión en los medios.

Armando Benedetti cree que hay «buen ambiente entre las bancadas» y prevé que su proyecto no tendrá inconvenientes para su aprobación en Comisión Primera y en el pleno del Senado. La congresista Alba Luz Pinilla (Polo Democrático Alternativo), promotora de uno de los proyectos de matrimonio, cree que lo que se propone es un acto de igualdad y de derecho. «En este trámite no puede resultar una figura distante al del matrimonio, porque se quedaría corto en reconocimiento de los derechos», defendió.

Esperemos en cualquier caso a ver qué sucede, ya que históricamente el Congreso de Colombia ha sido hostil al reconocimiento de derechos a la comunidad LGBTI, mientras que en la Corte Constitucional, que sí ha dado pasos importantes hacía la igualdad, se está produciendo el reemplazo progresivo de los magistrados salientes por candidatos conservadores.

Veces compartido
Comentarios
  1. bruno
  2. Oscar
  3. Nazareno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

XHTML: Puedes usar las siguientes etiquetas para enfatizar texto o enlazar páginas: <em>Para texto en cursiva</em>, <strong>para texto en negrita </strong>, <a href="http://www.google.es" title="Un buscador"> Google<a> para enlazar páginas web, <del>para mostrar texto tachado</del>, <blockquote> para citar textos largos de varios párrafos</blockquote> y <q>para citar textos cortos de un solo párrafo</q>

Dosmanzanas quiere darte las gracias por dejar tu comentario en esta entrada, pero debe recordarte que la educación es la base fundamental para poder participar. No admitiremos los comentarios fuera de tono, con insultos o incitación a la violencia, o cuya finalidad sea provocar y distorsionar intencionadamente los debates. Dosmanzanas se reserva el derecho de borrar inmediatamente el comentario sin necesidad de notificarlo a su autor.

Veces compartido